PEÑÍSCOLA (CASTELLÓN)

Mi reciente visita con mi mujer y mi niña a la ciudad de Peñíscola, sin duda merece un espacio en el blog porque me parece que es un destino turístico quizás subestimado, y que para mí merece mucho la pena. No sólo su Playa Norte de casi 5 kilómetros es excelente, una de las mejores de la región, si no sobre todo su espléndido castillo que domina toda la ciudad, una fortaleza que sirvió de refugio a un personaje con una historia bien curiosa, el Papa Luna. También ha sido escenario del rodaje de unas cuantas películas y series de televisión, ¿la última? Juego de Tronos ¿os suena?

Otros años anteriores habíamos ido a Gandía, que es un destino también que tiene una magnífica playa, pero no tiene la parte cultural que tiene esta, así que creo que el cambio fue un acierto.

Peñíscola es una ciudad de unos 7.500 habitantes (2014) y que no ha tenido un “boom” urbanístico como otras vecinas suyas, con las ventajas que eso supone. Es sin duda un destino tranquilo, así que los busquéis marcha y vida nocturna, sin duda hay otros lugares mejores.

La provincia a la que pertenece, que es Castellón, es la que menos turistas recibe de las tres de la Comunidad Valenciana, y que por supuesto su vecina catalana que es Tarragona. Además los visitantes que recibe son mayoritariamente nacionales, con gran cantidad de familias con niños.

Esto lo pudimos comprobar por toda la ciudad y más concretamente en el hotel que elegimos, un clásico, el Hotel Papa Luna de cuatro estrellas, que abrió sus puertas en 1973, con la última reforma en 2012. Cuenta con nada menos que 551 habitaciones. Al cogerlo a última hora no pudimos disfrutar de alguna oferta, con lo que pagamos 563€ por tres noches en una habitación triple superior, pero con pensión completa. Hacía mucho tiempo que no cogía este régimen en algún hotel salvo los del Caribe, y creo que es una opción muy cómoda si vas con niños.

El hotel está muy bien en general, tiene una ubicación excelente y unas instalaciones muy buenas, aunque con algunas cosas que un exigente como yo mejoraría, pero en general le daría una buena nota.

IMG_20160621_111445 (FILEminimizer)

dav

Nos dieron una habitación en la última planta, la séptima y que tenía estas fantásticas vistas.

dav

El primer día lo tomamos de relax, mucha playa, mucha piscina y a descansar. La playa es estupenda, de arena y agua muy limpia.

dav

Siendo mediados de junio, el agua estaba todavía fresquita, aunque nos bañamos sin problemas.

dav

Por la tarde ese primer día recorrimos el paseo marítimo hasta el final, donde hay unas esculturas marinas y hasta un teatrillo de títeres en la calle que a nuestra hija le encantó.

El segundo día tras disfrutar de la playa por la mañana y haber comido, decidimos salir a dar un paseo por el pueblo y la verdad es que es una opción estupenda. El hotel como dije está tan bien situado, que en 10 minutos estás en el centro, así que pronto estábamos en la parte baja dispuesto a visitarlo.

De las tres puertas que se conservan del recinto amurallado entramos por la de Sant Pere, mandada construir por el Papa Luna en el S.XV, que proporcionó a la ciudad un nuevo acceso por mar, alterando el antiguo cinturón de murallas y creando un embarcadero que funcionó hasta el siglo XVIII cuando se cegó por motivos militares.

Luego pasamos por el Museo de la Mar, donde hay un mirador con estupendas vistas al Mediterráneo. La ciudad no pierde la oportunidad de reivindicar su pasado como escenario de películas y series que se han grabado en la ciudad, películas como El Cid, Calabuch, París Tombuctú y series como el Chiringuito de Pepe, pero sobre todo por la grabación este año de parte de la sexta temporada de esa gran serie de culto americana: Juego de Tronos. Las cifras de este último han desbordado por completo el rodaje de la serie: 1.200 extras, un millón de euros de gasto en la ciudad y más de mil millones de euros en audiencia potencial, un acontecimiento que sin duda hará aumentar el turismo en la ciudad.

Luego nos adentramos por las estrechas calles llenas de tiendas de recuerdos y restaurantes. A un aficionado a las calles estrechas como yo, he de decir que me encantaron. En una de ellas nos encontramos con la singular Casa de las Conchas.

DSC_0151 (FILEminimizer)

La Casa de las Conchas es obra de una familia de Peñíscola que se dedicó a invertir parte del dinero obtenido durante su trabajo como guías turísticos en los años 60 y 70. La familia pasaba por penurias económicas, hasta que comenzó la llegada de turistas a Peñíscola, por lo que la madre se ofreció como guía turística por el casco histórico. Pronto consiguieron una buena cantidad de dinero para vivir y comenzaron a construir la casa, que para rendir un homenaje al mar, decidieron romper con el encalado tradicional y comenzaron a colocar conchas en la pared de la vivienda. Es cuanto menos curiosa de ver.

Seguimos recorriendo esas calles estrechas tan interesantes que recuerdan a los pueblos blancos andaluces o incluso a Grecia por su cercanía al mar.

IMG_20160620_183254 (FILEminimizer)

Seguimos subiendo hacia la parte más alta, en busca del castillo. Paramos en la parte del Faro para disfrutar de más vistas espectaculares, hacía calor pero la brisa del mar hacía el paseo de lo más agradable, no os lo perdáis!! A pesar de ir con el carro de Liria no se nos hizo nada pesado.

DSC_0173 (FILEminimizer)

Finalmente llegamos a la entrada del castillo, donde en la puerta vemos una escultura de Pedro Martínez de Luna, el famoso Papa Luna, el personaje clave de esta ciudad, y al cual le tocó vivir uno de los momentos de más incertidumbre de la iglesia, ya que se produjo el conocido como “Cisma de Occidente” (1378-1417), un período en el que la iglesia católica llegó a tener hasta tres papas. Esta división se originó por las diferencias que había entre los cardenales franceses e italianos, llegándose a establecer un doble papado, uno en Roma y otro en Avignon. La confusión creada por el cisma hizo que la cristiandad se decantase por uno de los papados, ya sea al lado de Urbano VI, papa de Roma o Clemente VI, papa de Avignon.

Fue conocido como el ‘antipapa’ por haber sido elegido durante el Gran Cisma de Occidente o Cisma de Aviñón, uno de los períodos más lamentables de la Iglesia Católica, en el que tuvo lugar una crisis religiosa que salpicó a todos los países católicos que tuvieron que posicionarse sobre la validez de elección del anterior papa Urbano VI.

Entramos en el castillo tras pagar 5€ cada uno (la niña gratis) y comenzamos a visitar el recinto.

Vamos con unos datos, que a mí al menos me parecen interesantes. El Castillo de Peñíscola, también llamado Castillo del Papa Luna, está emplazado en la zona más elevada del peñón que domina la ciudad, alcanzando una altura de 64 m sobre el nivel del mar. Su perímetro es de unos 230 m y tiene una altura media de 20 m. Fue mandado construir por los caballeros de la orden del Temple, que lo hicieron sobre restos de la antigua alcazaba árabe entre 1294 y 1307 y a imagen y semejanza de los castillos de Tierra Santa.

El Papa Luna, que fue nombrado Papa por la obediencia de Aviñón con el nombre de Benedicto XIII de Aviñón, se trasladó en 1411 a Peñíscola y convirtió el castillo en su sede pontificia en el largo litigio sobre su legitimidad. Una curiosidad, la lucha que mantuvo este Papa contra sus enemigos sirvió para que surgiera la frase popular de “mantenerse en sus trece” en referencia a la negativa de Benedicto XIII de renunciar a su posición papal.

En 1409 fue condenado por hereje y se retiró a Aragón, a su fortaleza de Peñíscola donde murió en 1.423 sin renunciar jamás a la convicción de él era el auténtico vicario de Cristo.

Para saber mucho más del castillo podéis consultar esta estupenda página:

http://www.jdiezarnal.com/castillodepeniscola.html

Accedemos al castillo por la primera planta, cuyo plano es el siguiente:

MAPA PLANTA 1

Esta estancia son las antiguas Caballerizas.

DSC_0170

Las salas están bien, están muy restauradas, lo menos bueno es que no hay nada en ellas, la mayoría están vacías, con lo que no queda nada original. Nuestra niña ya buscaba a la princesa del castillo…

Luego subimos a la planta 2, donde se ubica el patio de armas. Esta parte es mucho más interesante.

MAPA PLANTA 2

Aquí podemos ver las antiguas cocinas y una parte de la iglesia por fuera, y por supuesto una parte del increíble paisaje.

DSC_0175 (FILEminimizer)

Durante la Guerra de la Independencia, a principios del siglo XIX, el recinto perdió casi una cuarta parte de su superficie a causa de los bombardeos. Aquí podemos ver el Salón Gótico por fuera y las Dependencias Pontificias al fondo, entre las que estuvo instalada una de las mejores bibliotecas del mundo en aquella época, que llegó a reunir más de dos mil volúmenes, que tras su muerte y con el tiempo fueron repartidos a la biblioteca vaticana, a la de Foix, y a la de París.

DSC_0182 (FILEminimizer)

Estas son las vistas desde las terrazas de esta segunda planta donde se puede ver el bonito Jardín del castillo. Se trata de un parque botánico formado por palmeras, olivos, lavandas, y flora autóctona del cercano Parque Natural de la Sierra de Irta.

DSC_0171 (FILEminimizer)

Aquí vemos la iglesia, donde a la derecha del pie del ábside estuvo depositado temporalmente el cadáver de Benedicto XIII, hasta su traslado al poco de su fallecimiento, a su casa del castillo de Illueca en la provincia de Zaragoza.

DSC_0178 (FILEminimizer)

Salón gótico o del trono. Esta sala fue destinada por los templarios, montesianos (Orden de Montesa que sustituye a los Templarios a partir de 1319) y curia papal, a recepciones, audiencias y actos solemnes. Muy interesante el salón aunque lamentablemente nada queda de lo original.

DSC_0183 (FILEminimizer)

Liria seguía buscando y buscando a la princesa del castillo…

Y finalmente… la encontró 🙂

DSC_0185 (FILEminimizer)

Y ya por fin por una escalera empinadísima y no apta para resbalones, se accede a la parte más alta, la llamada Torre del Homenaje, denominada del Papa Luna, de planta cuadrada, con una escalera interior y un pasadizo subterráneo que desciende hasta el mar, cuya construcción en una sola noche es atribuida por las leyendas al cartaginés Aníbal. Un broche final a una espectacular visita, y sin duda lo mejor, qué vistas!!!

DSC_0186 (FILEminimizer)

Aquí es posible ver las playas Sur (a la izquierda de la foto) y Norte de la ciudad (derecha).

DSC_0209 (FILEminimizer)

DSC_0210 (FILEminimizer)

Aquí se puede ver la zona del puerto y la pequeña playa Sur.

DSC_0174 (FILEminimizer)

DSC_0187 (FILEminimizer)

Aquí está la bonita y poco conocida Ermita de la Virgen de la Ermitana, templo que data del año 1827 en estilo barroco. Esta iglesia se construyó en el mismo sitio donde se encontraba una pequeña ermita que era venerada desde los primeros años del cristianismo, y que por cierto cuya material de construcción me recordó mucho a Split en Croacia.

DSC_0211 (FILEminimizer)

DSC_0213 (FILEminimizer)

Este breve vídeo de menos de dos minutos de presentación del castillo da una idea de dónde está enclavado.

Esta es la ruta que hicimos este día. Un paseo como véis de apenas 35 minutos que se hace fácil aunque con algunas subidas, y que tiene bares y restaurantes muy agradables y con muy buenas vistas para ver el paisaje. No os perdáis tomar algo según bajáis viendo el atardecer, precioso…

Mapa Peñíscola

Anocheció y la ciudad es todavía más bonita de noche…

dav

Y esta fue nuestra estancia en esta fantástica ciudad que es Peñíscola, con una historia muy interesante y que sin duda merece una visita, y además, está tan cerca…

Os animo a conocerla si no lo habéis hecho ya, y sobre todo disfrutar de la parte del castillo y zona amurallada y sumergiros en su historia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s