COSTA OESTE ASTURIANA + GIJÓN

Es verdad que no siendo asturiano hay mucha gente que conoce más que yo esta maravillosa región, pero dado que la visito frecuentemente por ser el origen de mi mujer y que por tanto voy descubriendo y apreciando poco a poco, me decidí a hacer esta guía para hacer que los que no la conocen, se animen a visitarla, ya que aparte de Covadonga y el Descenso del Sella tiene mil lugares para visitar y descubrir. Es una región con un potencial increíble, con una red de alojamientos espectaculares y asequibles y qué decir de la gastronomía. Sólo tiene quizás un pero, el clima, pero hay que verlo por el lado positivo ya que es parte de su encanto, ya que si no por un lado la región se saturaría de visitantes, y además el verde de sus “praos” sería difícil mantenerlo. Decir siempre que aunque os toque un día nublado, siempre hay otras alternativas a hacer. Si os toca soleado, a disfrutar!!!

DSC_0551 (FILEminimizer)

Concretamente en esta entrada y siguiendo siempre mi tendencia a tratar de mostrar lo menos conocido, intento dar a conocer una parte de Asturias que mucha gente no visita dado que normalmente tienden a ir hacia la parte oriental de la región, donde se encuentran los Picos de Europa, Covadonga, Ribadesella, Llanes, etc. Mi intención es animaros a que descubráis esta otra parte de la costa, que está mucho menos explotada y tiene sitios muy interesantes, ya lo veréis. Además he hecho una pequeña guía al final de la ciudad de Gijón, que debéis sí o sí visitar si váis a Asturias.

El recorrido que he hecho de esta parte occidental del Principado, va desde Avilés hacia el oeste, hasta justo la frontera con Galicia haciendo especial hincapié en las playas, que a mí personalmente me encantan.

Estas son las playas y los lugares en los que me detendré por orden de oeste a este:

Playa de Arnao, Playa de Peñarronda, Playa de Santa Gadea, Playa de Serantes, Playa de la Paloma, TAPIA DE CASARIEGO, Playa de Porcía, Playa de Pormenande, Playa de Cambaredo y Castelló, Playa de Arnelles, Playa de Foxos y Navia, Playa de Frejulfe, Playa de Barayo, Playa de Otur, LUARCA, Playa de Cadavedo, Ermita de la Regalina, Playa del Silencio, CABO VIDIO, Playa de San Pedro de la Ribera, Playa de la Concha de Artedo, PALACIO LA QUINTA DE SELGAS, CUDILLERO, Playa del Aguilar y Playón de Bayas. GIJÓN.

Haré un recorrido sobre todo por las playas y los pueblos que me parecen más interesantes y que incluso os puedan sorprender. Todos los rincones no pueden estar porque si no la lista sería enorme. Doy por hecho que me dejaré algún lugar interesante (Asturias es una caja llena de sorpresas), pero espero poco a poco ir conociéndolos y añadiéndolos a esta guía.

Empezamos la ruta por el Oeste, desviándonos de la autovía A8 antes del Puente de los Santos que cruza a Ribadeo, ya en la provincia de Lugo. Muy bien indicada encontramos la primera de las playas interesantes, la playa de Arnao. Es de fácil acceso y no es muy grande (unos 450 m.), de arena blanca y fina, y con todos los servicios de baños, duchas, etc,. Tiene un entorno verde y una parte rocosa. Bonita playa para comenzar nuestro recorrido y que no tiene una gran afluencia de visitantes.

DSC_0374 (FILEminimizer)

DSC_0375 (FILEminimizer)

Seguimos hacia el este y por un camino de tierra llegamos a la Playa de Peñarronda cerca del pueblo de Santa Gadea. Esta es una de las concurridas de la zona y la verdad que lo merece porque es muy bonita y larga, mide unos 600 m. de longitud. Dispone de un restaurante y por supuesto todos los servicios.

DSC_0377 (FILEminimizer)

Siguiendo hacia el este, y en el pueblo del mismo nombre, está la playa de Santa Gadea, es pequeña (220m), con una ducha, pero de difícil acceso y a la que no se puede bajar en coche aunque tiene acceso para minusválidos. Sin duda hay mejores opciones.

DSC_0378 (FILEminimizer)

Justo después hay otra más grande y conocida, la playa de Serantes, bien indicada, de unos 200 m y de ocupación media, con zona de aparcamiento, bares y todos los servicios de duchas, etc. Es un amplio arenal con zonas de marismas y campo de dunas.

DSC_0381 (FILEminimizer)

DSC_0380 (FILEminimizer)

Continuando hay otra que está junto al camping playa de Tapia que me gustó mucho, que es la playa de la Paloma o Esteiro, pequeña (170 m.), rocosa y con zona verde alrededor. La playa es de arena blanca y fina. Una de las opciones de llegar es dejar el coche en el aparcamiento del camping y bajar caminando por un camino que lo bordea. En sus cercanías, se encuentra el Castro de Esteiro.

DSC_0385 (FILEminimizer)

En esta zona por cierto hay una zona de maizales junto al mar que a mí me encantaron.

IMG_20160728_095700 (FILEminimizer)

Más al este llegamos ya al primero de los pueblos importantes, Tapia de Casariego, y que sin duda merece una visita. Esta es la ruta que habíamos recorrido hasta ahora.

Ruta1 playas

Lo más destacable de Tapia es sin duda su puerto, que ya gozaba de importancia en la Edad Media y que hizo que apareciesen los primeros barrios de pescadores. Fue puerto de paso de los balleneros vascos y hoy en día comparte protagonismo con el turismo y el ocio. Cuenta con una población censada de 3,906 habitantes (INE 2015) aunque como casi todos los pueblos asturianos pierden población año a año. En verano obviamente multiplica ese número con multitud de veraneantes.

DSC_0559 (FILEminimizer)

El puerto sin duda es la zona más animada de la zona y está llena de animados bares y restaurantes.

DSC_0555 (FILEminimizer)

DSC_0563 (FILEminimizer)

Como atracción curiosa, hay una piscina de agua salada construida en 2010 y que está ubicada al lado del paseo marítimo. Para su construcción se aprovechó una antigua cetárea y su principal característica es la madera, que cubre la práctica totalidad de la instalación. Si queréis daros un baño, es una muy buena opción ya que es de acceso libre.

DSC_0560 (FILEminimizer)

Recomiendo hacer esta ruta siguiendo el paseo marítimo desde las playas cercanas y acabando en el Faro. Las imágenes, mejor verlas vosotros mismos.

Mapa Tapia

Dejamos esta bonita villa y seguimos hacia el este para encontrarnos con la playa de Porcía, es urbana (junto al municipio de El Franco) con lo que la ocupación deber ser alta, y por tanto puede perder algo de su encanto. Dejamos el coche arriba en el pueblo donde vemos las indicaciones de la playa y bajamos caminando la cuesta que llega hasta ella. La playa es muy interesante, de arena con paredes rocosas y con forma triangular, pero aunque yo la veo con marea alta, me parece muy chula. Tiene todos los servicios y una extensión de unos 250m. Es bastante tranquila en cuanto a oleaje.

Sigo mi ruta hacia la playa de Pormenade pero por el camino me encuentro por sorpresa un regalo en el pueblo de Viavélez, una mansión impresionante con una amplia zona de jardines alrededor. A pesar de ser una propiedad privada, tengo la suerte de que está la puerta abierta así que hago un par de fotos. Una vez fuera pregunto a un vecino y me cuenta una historia de esas que enganchan. Me dijo que es La Villa San Jorge, más conocida como Palacio Jardón, de estilo barroco francés y que fue mandada construir como residencia de verano en 1914 por un argentino, Eduardo Jardón (hijo y heredero de un marino de Viavélez, emigrante a Argentina). Me comenta que en su día llegaron a habitarla hasta 40 personas con 12 para el servicio doméstico. Luego he podido leer que la casa tiene 2000 metros cuadrados, con 4 plantas, 12 habitaciones y 8 baños, impresionante. Toda la propiedad ocupa nada menos que 16.000 metros cuadrados. Como curiosidad decir que está a la venta desde hace años por tres millones de euros pero parece que sigue sin comprador, ¿alguno se anima??. Una pena que no se pueda visitar.

DSC_0390 (FILEminimizer)

DSC_0395 (FILEminimizer)

Después de esta sorpresa, voy en busca de la playa de Pormenande, y dado que no aparece en el GPS y no se ven carteles, decido preguntar a un vecino y finalmente al salir de Viavélez y yendo paralelo a la costa, hay uno que indica la playa que busco, a la que finalmente llego tras bajar una carretera bastante empinada. La playa me soprende para bien, desde luego es muy tranquila y pequeña, no es de arena si no de piedra (o bolos como se suelen llamar) pero los alrededores son espectaculares, mucho más salvajes que las anteriores. La playa tiene un aparcamiento y tiene ducha y baño. Es bastante segura, protegida del viento y de oleaje moderado.

DSC_0398 (FILEminimizer)

Sigo la carretera paralela a la costa donde voy descubriendo unos paisajes de acantilados mezclados con zonas boscosas que los hacen muy agradables a la vista. Con un día soleado tienen que lucir espectaculares.

DSC_0403 (FILEminimizer)

Toda esta zona según me dice un ciclista que encuentro, es parte de la Senda Costera Viavélez-Ortiguera y él afirma que lo conoce y que es espectacular. Lo mejor es aparcar en esta área recreativa y si se tiene tiempo recorrer la zona tranquilamente.

DSC_0406 (FILEminimizer)

Enseguida siguiendo por la carretera de la costa y rodeado de maizales, se llega a dos playas que con marea baja se conectan, son las playas de Cambaredo y Castelló. Son de piedra y no tienen servicios, pero me parecen preciosas sobre todo por el entorno y lo inhóspito de la zona, sin duda recomendable para los más aventureros. Lástima que las fotos las hice un día nublado porque si no se verían espectaculares.

DSC_0407 (FILEminimizer)

DSC_0408 (FILEminimizer)

En la localidad de Ortiguera, encontramos el Faro del mismo nombre, junto al cual está la playa de Arnelles. Es una playa pequeña (110 m.) de arena dorada, y a la que se accede por una bajada tras dejar el coche en un aparcamiento al lado. No dispone de servicios y seguro que es de ocupación baja.

DSC_0411 (FILEminimizer)

DSC_0410 (FILEminimizer)

Avanzando un poco por la costa en dirección a la desembocadura del río Navia nos encontramos con la playa de Foxos y al otro lado del río la playa de Navia, de 330 m de longitud. Esta última suele ser bastante frecuentada dada su proximidad a la localidad de Navia, es de arena y con todos los servicios y restaurantes. Está rodeada de un denso bosque de pinos y eucaliptos, que rodean La Poza, un espacio lacustre que sirve de zona de baños infantiles y de lugar de parada de miles de aves.

DSC_0417 (FILEminimizer)

Por toda la zona seguimos viendo unos maizales que hacen del paisaje con un día soleado una combinación de colores espectacular, y que además inunda la zona de las típicas edificaciones de hórreos y paneras.

IMG_20160728_124819 (FILEminimizer)

Esta es la ruta que habíamos hecho en este segundo tramo.

Ruta2 playas

A continuación llegamos a una de las playas más conocidas de la zona, la playa de Frejulfe, extenso arenal de más de 800m de longitud de arena oscura y que está antes de llegar al pueblo pesquero de Puerto de Vega. Tiene un aparcamiento bastante grande y un par de bares además de todos los servicios. Si no fuera por su gran afluencia de gente, es una playa espectacular que alberga además un sistema dunar. Quizás la playa más grande del Oeste y además muy accesible. Una muy buena opción que tiene el hándicap de la alta ocupación en días soleados y fines de semana, así que ya sabéis, a madrugar!!

DSC_0422 (FILEminimizer)

DSC_0423 (FILEminimizer)

Una vez pasado Puerto de Vega, y tras salir del pueblo de Vigo, seguimos por la carretera de la costa, y encontramos otra opción de baño que a mí me gusta más. Esta playa está menos masificada ya que el acceso a la misma no es fácil ni tan inmediato. Hace falta caminar un rato y cuesta arriba cuando decidas dejarla. Se trata de la espectacular playa de Barayo, un precioso arenal de más de 700m de longitud. Forma parte de la Reserva Natural de Barayo debido a las dunas y marismas que forman un ecosistema único a orillas del mar Cantábrico. Es una playa ventosa y con oleaje medio e incluso tiene una parte nudista en su parte más oriental, donde hay unas cuevas muy interesantes. Sin duda una buena opción para los más aventureros, quizás no si vais con niños por ejemplo.

DSC_0430 (FILEminimizer)

Por esta zona podréis ver unos fantásticos acantilados rodeados de helechos, el paisaje por esta área es un regalo a la vista.

DSC_0433 (FILEminimizer)

Siguiendo por la costa y antes de llegar a la localidad de Luarca nos encontramos con la playa de Otur, otra playa muy recomendable que puede tener como Frejulfe el problema de la afluencia de gente pero que es muy cómoda. Tiene un camping cerca y los pueblos de Sabugo y las Barqueras, lo que hace que esté bastante transitada, pero he de decir que la playa está muy bien, toda de arena, con todos los servicios y a la que se accede por una subida muy empinada pero con asfalto recién puesto, otra opción si no te gusta compartir playa con más de uno.

DSC_0434 (FILEminimizer)

En la parte oriental de la playa tiene una zona de acantilado con una especie de túnel que lleva al arroyo de la Pedrera.

IMG_20160815_123749 (FILEminimizer)

Cuando baja la marea aparece arena más oscura y enturbia un poco el agua de la orilla pero la calidad de las aguas es muy buena como casi todas en esta zona.

IMG_20160815_124118 (FILEminimizer)

Tras esta playa y pasando lógicamente otras en las que no nos detendremos, encontramos sin duda un IMPRESCINDIBLE, la magnífica localidad de Luarca.

Este es el último tramo de ruta que habíamos hecho:

Ruta3 playas

En la villa de Luarca me detendré porque a mi modesta opinión, es la más recomendable de este lado oeste de Asturias, por encima incluso de la conocida Cudillero, pero bueno, es sólo mi opinión. Cudillero lleva la fama pero yo me quedo con Luarca, quizás aquella la supere con la famosa bajada al puerto y sus casas de colores en forma de anfiteatro, pero el pueblo en sí, la menor afluencia de gente y por tanto la tranquilidad que se respira, la hacen una opción fantástica para visitar. Además los precios de sus restaurantes son sin duda más bajos.

IMG_20160717_191744 (FILEminimizer)

La “Villa Blanca de la Costa Verde” como se le conoce también a Luarca, es una pequeña localidad de poco más de 4000 habitantes pero que sin duda en verano se llena de veraneantes. Tiene una playa cercana pero sin duda su atractivo se centra en su precioso puerto con forma redondeada, donde contrastan los colores de los barcos con el blanco de las casas que lo rodean. Es el tercer puerto del Principado por número de tripulantes tras Avilés y Cudillero.

Recomiendo dejar el coche a las afueras (hay un par de aparcamientos bien indicados) y entrar en la ciudad caminando, cruzar el río Negro por alguno de sus siete puentes y recorrer sus estrechas calles hasta llegar al puerto.

IMG_20160717_185116 (FILEminimizer)

Seguir caminando para recorrer el puerto hasta el final, rodeándolo para terminar en la parte del espigón donde ya vemos el pintoresco cementerio en lo alto.

DSC_1227 (FILEminimizer)

Recomiendo sin lugar a dudas subir a la zona del cementerio y el faro, donde os encontraréis una vistas absolutamente espectaculares. Además este camposanto sin duda tiene un habitante ilustre, el luarqués Severo Ochoa, uno de los ocho Premios Nobel españoles, este de Medicina en 1959 y que está enterrado aquí desde su muerte en 1993. Viendo las vistas pensaba en pedir que me entierren aquí, ¡¡qué pasada de lugar!!! aunque seguró que hay lista de espera 😉

IMG_20160717_190754 (FILEminimizer)

Las vistas desde las inmediaciones del Faro, también son impresionantes.

IMG_20160717_191245 (FILEminimizer)

Del otro lado del cementerio está la ermita de Nuestra Señora la Blanca y las vistas de los acantilados cercanos.

IMG_20160717_190825 (FILEminimizer)

Esta es la ruta que recomiendo hacer, pero claro que hay muchas otras si disponéis de más tiempo.

Mapa Luarca

Después de subir a la ermita, seguir hasta lo alto del puerto y comenzar a descender, apreciando las vistas, que son fantásticas. Recorrer las serpenteantes escaleras que descienden entre las casas, una experiencia fantástica. Finalmente podéis tomar algo o cenar en sus múltiples restaurantes del puerto y que no tiene precios excesivos para el sitio privilegiado que tienen.

DSC_1250 (FILEminimizer)

Si se tiene más tiempo se puede visitar en la zona del espigón el famoso Museo del Calamar Gigante (que tiene un ejemplar de 10 metros de largo y 150 kg de peso!!), y que por cierto y debido a su situación cada cierto tiempo sufre las acometidas de los temporales invernales. Por ejemplo fijaos como quedó en 2014.

cam02637-fileminimizer

También merece la pena los maravillosos Jardines de la Fonte Baxa, un jardín botánico de más de veinte hectáreas que alberga más de quinientas especies distintas originarias de los cinco continentes. Es privado pero se puede visitar si contactáis con José Manuel Alba (teléf: 678865276) el cual os podrá hacer una visita guiada de 2 ó 3 horas de duración. Además el lugar goza de unas estupendas vistas de la villa y de la cercana playa de Salinas.

Si podéis alargar vuestra estancia en la ciudad, podéis visitar el mirador de La Funiar, o del Chano, pero sin duda el mejor a mi parecer después de los de encima del Puerto del otro lado es el de la ermita de San Roque. Aquí está la situación de dicho mirador y de los Jardines.

Sitios Luarca

Ya saliendo de la villa y si os gusta el senderismo, tenéis siguiendo hacia el este el punto de origen de la popular Senda del Cabo Busto, una ruta circular de unos 8-9 kilómetros (aunque hay otra ampliable a 14) que recorre lugares cercanos al pueblo y al Faro del mismo nombre. Es una opción magnífica de adentraros en la naturaleza y apreciar las playas más vírgenes y acantilados cercanos. El recorrido lo podéis ver por ejemplo en esta página http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8896646

Continuamos hacia el este y tras unos cuantos kilómetros nos dirigimos a la playa de Cadavedo o Ribeirona, magnífico arenal de aguas cristalinas de unos 400 m de longitud. Depende mucho de como esté la marea, si hay bajamar está muy bien, ya que tiene arena una vez que te adentras en el agua, pero si sube la marea, oculta la arena y lo que queda es una playa de piedra, no tan cómoda. La playa tiene un aparcamiento al lado y tiene todos los servicios, es bastante ventosa  y de ocupación media-alta.

DSC_0438 (FILEminimizer)

DSC_0440 (FILEminimizer)

El sitio que para mí es absolutamente grandioso, sobre todo con buen tiempo, son los alrededores de la Ermita de la Regalina. Es fácil de llegar, sólo hay que cruzar el pueblo de Cadavedo y encontraréis carteles que indicarán la ermita girando hacia la izquierda (a la derecha estará la bajada a la playa). Os encontraréis la coqueta ermita de color azul y blanca de la Regalina que se edificó en 1931 sobre la punta del Cuernu, un lugar mágico a mi parecer.

DSC_0466 (FILEminimizer)

Las vistas son increíbles, con una pradera verde, con la ermita y viendo toda la costa este, una continuación de altos acantilados que se suceden hasta Cudillero, 25 kilómetros más allá.

DSC_0458 (FILEminimizer)

A un lado podréis disfrutar de la hermosa playa de Cadavedo, que desde aquí y con buen tiempo, veréis el agua tan cristalina que parece sacada del Caribe. Además con todo el entorno tan verde que la rodea y al fondo la montaña, el paisaje es grandioso. Os lo queréis perder??

DSC_0443 (FILEminimizer)

Del otro lado podréis ver la inmensidad del mar, con un acantilado y una playa de roca de difícil acceso pero igualmente preciosa.

DSC_0456 (FILEminimizer)DSC_0455 (FILEminimizer)

Además hay un hórreo de los muchos que hay por la zona que parece puesto ahí para las fotos y para completar un paisaje increíble. Sin duda este mirador es un IMPRESCINDIBLE con mayúsculas y que no mucha gente conoce ni he podido leer en muchas guías.

Hago un pequeño inciso para decirnos que en Asturias os encontraréis muchos hórreos, y que estos, en su versión asturiana, son construcciones de madera generalmente rectangulares levantadas sobre cuatro pilares que está destinada a guardar el grano de manera que este quede aislado de la humedad y de los animales, sobre todo roedores. Ya no se utilizan prácticamente pero están muy protegidos y a mí me personalmente me encantan.

DSC_0447 (FILEminimizer)

Para comer por esta zona recomiendo:

Mesón La Granda (www.facebook.lagranda). Está a la entrada del pueblo de Cadavedo y la calidad-precio es excelente, muy buenos menús. Tiene un salón no muy grande y terraza para comer al aire libre. Te suelen poner la “pota” u olla para que te sirvas lo que quieras, una costumbre que me encanta. Las raciones son grandes así que difícil quedar con hambre.

Restaurante La Unión (www.pensionlaunion.com). Este está unos 10 minutos en coche de Cadavedo, en el pueblo de Trevías pero merece la pena. Los menús del día son espectaculares, muy bien de precio. Restaurante amplio  y cómodo.

Seguimos circulando hasta el pueblo de Castañeras, donde encontraremos una de las playas más famosas de Asturias, la playa del Silencio. Siempre digo que esta playa es para visitar, no para bañarse, así que es una estupenda opción si por ejemplo tenéis un día nublado o no estáis en verano. Se deja el coche en un aparcamiento y se desciende a ella por un camino bien indicado. La playa no es muy larga y es de cantos rodados, y dado que no dispone de servicios, quizá por ello su belleza se conserva intacta. Disfrutar dando un paseo por los alrededores si tenéis tiempo porque son fantásticos.

DSC05035 (FILEminimizer)

Otro lugar espectacular y por cierto muy visitado por turistas extranjeros cada vez que voy, sobre todo franceses en autocaravanas en verano es el Cabo Vidio. Es muy fácil de encontrar porque está muy bien indicado, hay que coger la salida de la autovía hacia Oviñana y luego seguir la carretera. Es interesante ir parando en los miradores que hay sucesivamente porque las vistas son espectaculares. En esta foto podéis ver en primer término, la playa Peña Doria, seguida de las de la Cueva y Vallina, todas de grava y con fuerte oleaje, y que junto al difícil acceso no las hace muy sencillas para el baño.

DSC_0478 (FILEminimizer)

DSC_0482 (FILEminimizer)

DSC_0492 (FILEminimizer)

Seguimos avanzando y por fin se llega al final, a la zona del Faro.

DSC_0480 (FILEminimizer)

Los acantilados que hay justo en el cabo detrás del faro, son imponentes, la altura que tienen es tremenda, unos 80 metros, y sin duda da un vértigo importante asomarse a ellos. Las otras atracciones de este cabo son el faro y la iglesiona, que es una cueva formada por la erosión del mar y visitable con la marea baja.

DSC_0495 (FILEminimizer)

Desde este punto se ve también la zona de acantilados hacia el este, pero estos, al estar más alineados, la perspectiva quizás no es tan espectacular.

DSC_0490 (FILEminimizer)

Restaurante Si queréis un restaurante sencillo pero con comida casera y buen precio tenéis el Mesón -Sidrería El Reguirín (www.elregueirin.es/mesonsidreria.htm) que se encuentra en la entrada del pueblo de Oviñana.

Este es el mapa con la ruta hecha desde Luarca:

Ruta4 playas

Continuamos el camino y llegamos a otro pequeño saliente en el mar, que alberga alguna que otra playa salvaje interesante. Vamos a visitar la más concurrida y que conozco bien, la playa de San Pedro de la Ribera. Descendemos hasta el pueblo de Soto de Luiña, donde después de comprar en la Panadería la Estrella diversos dulces nos dirigimos a esta playa. Está al lado del camping del mismo nombre, lo que hace que su ocupación sea alta, con lo que olvidaros de tener mucha tranquilidad. Al menos tiene un aparcamiento grande, bares y todos los servicios. Es una playa de arena tostada y algunos cantos rodados.

DSC02902 (FILEminimizer)

Siguiendo la carretera que bordea se llega al pueblo de Lamuño, a donde voy en busca de una buena vista de la excelente playa de la Concha de Artedo. Doy con un lugareño de los que me gustan a mí, típicamente asturiano, abierto y con una verborrea increíble. Se conoce bien la zona y enseguida se emociona y me lleva a un mirador fantástico que conoce muy bien y desde donde se ve toda la playa, lo conseguí!! El espectáculo es impresionante.

DSC_0570 (FILEminimizer)

La Playa de la Concha de Artedo es larga, de casi 800 metros de cantos rodados en la parte superior y arena dorada en bajamar, bien equipada y con bastante afluencia de bañistas. Por cierto, detrás de ella no puedo dejar de admirar también esa obra imponente de la ingeniería como es el viaducto de la Concha de Artedo, de 1180 metros de longitud y 107 m de altura.

Mi guía particular me adentra un poco más en ese acantilado que hay junto a la playa y me cuenta diferentes historias, como la de un submarino alemán hundido durante la Segunda Guerra Mundial cerca de esta costa (y que luego busqué pero no existen pruebas fehacientes sobre ello que lo confirmen). También me habla de castros escondidos en el bosque de eucaliptos que atravesamos y galeones sumergidos, no tiene precio como contador de historias. El entorno la verdad es que es espectacular.

DSC_0516 (FILEminimizer)

Lamentablemente al llegar al final del saliente de roca hay una nube caprichosa que no nos permite ver ni la playa de Oleiros, ni los acantilados cercanos, así que volvemos sobre nuestros pasos y me sigue contando historias y lugares interesantes para visitar que me guardo convenientemente para futuras visitas. Da gusto encontrar gente así.

Restaurante Aquí en Lamuño hay otro restaurante para recomendaros, Bar Cendán (www.facebook.com/barcendan) también como siempre con productos caseros típicos asturianos y con una calidad precio excelente. Ideal para menú del día. Especialidad en la comida de moda, el cachopo.

Remprendemos nuestro camino en dirección a otro plato fuerte de esta zona oeste. Sin duda el pueblo más famoso y visitado de esta zona, Cudillero.

Pero antes dejarme hacerle el hueco que se merece a un sitio increíble y que por supuesto merece la pena visitar si tenéis las tres horas que más o menos lleva su visita (la entrada de adultos 7€). Este es el llamado “Versalles asturiano”, el magnífico Palacio la Quinta de Selgas www.selgas-fagalde.com. Se encuentra un poco antes de llegar a Cudillero, en un pueblo de nombre curioso, El Pito. Se trata de una Quinta compuesta de Palacio y jardines construida entre 1880 y 1895 por iniciativa de los hermanos Ezequiel y Fortunato de Selgas, el primero, empresario de éxito en Madrid, puso los medios económicos para realizar el proyecto, mientras que el segundo, historiador y aficionado al arte, fue por lo visto quien elaboró el trazado, y qué trazado…

DSC_0575 (FILEminimizer)

Lo más valioso es que la mansión conserva casi intacta su decoración original, y alberga pinturas de grandes maestros como Goya, El Greco, Luca Giordano, etc, además de un muestrario de muebles, textiles, objetos de orfebrería y vidrio, abanicos y porcelana europea y oriental. Un pabellón vecino remozado exhibe una colección de tapices y acoge exposiciones temporales. Los jardines de nada menos que 90.000 metros cuadrados están entre los importantes de España.

Dentro no dejan hacer fotos, cosa a mi entender bastante negativa y que no me encuentro en muchos lugares, así que hay que conformarse con las fotos que se pueden hacer desde fuera.

DSC_0579 (FILEminimizer)

Pongo una foto del folleto con el plano para que os hagáis una idea del tamaño que tienen por ejemplo sus espectaculares jardines, el jardín inglés, el francés, italiano…

DSC_0626 (FILEminimizer)

Importante, si tenéis pensado visitarlo, llamar por teléfono antes para preguntar si está abierto, porque hay años que abren y otros que lo mantienen cerrado.

Junto al Palacio, se encuentra la La iglesia de Jesús de Nazareno, también muy recomendable de visitar si se encuentra abierta.

DSC_0577 (FILEminimizer)

Se trata de una iglesia-panteón promovida por Fortunato de Selgas, construida dentro del estilo románico del siglo XII aunque inaugurada en 1914. Tiene unas preciosas vidrieras pero lo más importante de la iglesia es por un lado la cripta (no visitable), que alberga el panteón familiar, y el altar religioso más antiguo de España, del siglo VIII.

Una vez que dejamos este magnífico sitio nos metemos de lleno en la villa marinera de Cudillero. Es un pintoresco pueblo de pescadores construido en las empinadas laderas de 3 montes que rodean a la ciudad a modo de anfiteatro.

DSC_0583 (FILEminimizer)

Tenía censados 5210 habitantes en 2015 pero obviamente en época estival dispara su población, lo que hace que para mi gusto le haga perder un poco de esa belleza que tendría si estuviera menos masificada.

DSC_0590 (FILEminimizer)

Para aparcar el coche lo mejor es bajar hasta el puerto o entrar por la entrada occidental y dejar el coche en los amplios aparcamientos que hay, luego recorrer la villa a pie.

En cuanto a lo qué ver, hay múltiples lugares y no me extenderé porque hay muchísima información disponible. Yo diría como siempre perderse por sus calles, alejarse del bullicio y tratar de disfrutarla de la manera más tranquila posible. Hay edificios interesantes y céntricos como la Parroquia de San Pedro o la Casa Consistorial.

DSC_0591 (FILEminimizer)

Recomiendo sin duda subir hasta lo alto de la villa y disfrutar del espectáculo de formar parte como público privilegiado del anfiteatro que veréis a vuestros pies. Esta es una vista desde la parte delantera.

DSC_0596 (FILEminimizer)

Si seguís bajando hacia el puerto, hay un camino muy interesante que va al faro.

DSC_0599 (FILEminimizer)

Desde allí tendréis unas preciosas vistas de la zona del puerto y del mar Cantábrico, que como siempre, son mis favoritas. Ver desde el faro el atardecer es siempre un momento único.

DSC_0603 (FILEminimizer)

Restaurante Para dormir y comer y con una ubicación muy céntrica os recomendaría “La Casona del Pío”, y más a las afueras el hotel “La Casona de la Paca”, que dispone también de apartamentos rurales, aunque bien es verdad que la oferta de alojamientos es muy extensa y tenéis mucho donde elegir. Debido a la masiva afluencia de visitantes que tiene normalmente yo no recomendaría comer en los restaurantes que están a pie de calle en la zona del puerto, porque para lo que es Asturias os darán un buen “meneo” al bolsillo, tratar de alejaros más y buscar mejores opciones. Si es posible en verano intentar ir fuera de fin de semana.

Cuando se llega a la parte nueva del puerto, donde se dejan los coches, nos encontramos en la ladera del acantilado con la boca de un túnel por el que sale un arroyo y nos acercamos a verlo como casi todo el mundo. No había ninguna placa explicativa al respecto pero por lo que pude preguntar, es un túnel de unos 300 metros y que servía parece para conducir el agua del río Piñera hacia el mar, desviando su cauce natural. La fecha de construcción es incierta pero parece que es de finales del siglo XIX.

Entramos en él y avanzamos unos metros para apreciarlo bien y la verdad es que es curioso.

Dejamos atrás el pueblo y la magnífica Quinta de Selgas para buscar más playas. Dado que de esta parte ya está más cerca de Avilés y se conocen más, indicaré apenas un par de playas porque mi intención ha sido mostraros las menos conocidas, y con núcleos de población más pequeños alrededor.

Tenemos un arenal que a pesar de que es el más importante del concejo de Muros de Nalón y por tanto de ocupación alta, es muy bonito y si podéis merece una visita, eso sí, procurar ir pronto porque su pequeño aparcamiento se llena rápido en fines de semana sobre todo. Tiene un cómodo acceso en coche, oferta hostelera, un pequeño paseo marítimo y es el punto de partida de la Ruta de los Miradores, que es un tramo espectacular de la senda costera que cruza Asturias. Es la Playa del Aguilar, de arena fina y dorada y que tiene unos 640 m de longitud. Sin duda una buena playa para disfrutar de un día de buen tiempo.

DSC02891 (FILEminimizer)

Continuamos hacia el oeste y nada más cruzar el pueblo de San Juan de la Arena, tenemos una playa virgen que a mí personalmente me gusta mucho. El llamado Playón de Bayas, un precioso arenal que se une con el de Los Quebrantos formando una extensa orilla, de más de 3 kilómetros. Tiene dos accesos, uno desde Bayas, bien señalizado y con gran aparcamiento que en fines de semana se llena, y otro desde San Juan de la Arena, que permite, con marea baja, llegar al otro extremo. Hay una parte nudista y una central con dunas. Es una playa con bastante viento, oleaje y que tiene la particularidad de que está muy cerca del aeropuerto, con lo que se pueden ver los aviones. Es de arena dorada, con algunas partes de arena más oscura.

playón de Bayas

Y este es el último tramo de esta ruta que os espero os ayude a conocer la costa un poco más.

Ruta5 playas

En esta zona cerca de Avilés voy a recomendaros un lugar espectacular para comer y con el que podréis redondear el día. Este es el restaurante LA TENADA, que tiene un menú fijo por un estupendo precio de 22.5€, eso sí, prepararos para comer de verdad. Ah! y si es en verano, mejor reservar.

IMG_20170723_143218 (FILEminimizer)

Es ideal por ejemplo si váis un grupo, cuanto más grande mejor, lo disfrutaréis y pasaréis una comida estupenda.

El restaurante está en el pueblo de Illas, a unos 10 kilómetros de Avilés y 35 de Gijón.

Mapa la Tenada

El sitio está algo escondido pero lo mejor está dentro…

IMG_20170723_163727 (FILEminimizer)

Tiene un comedor pequeño dentro con unas vistas excelentes de los bosques cercanos, y una amplia terraza muy agradable que si hace buen tiempo lo disfrutaréis.

IMG_20170723_165411 (FILEminimizer)

Los platos van viniendo poco a poco, y es un buen sistema porque se hace sin prisa, y esto ayuda a ir digiriendo todo lo que hay que comer. Aquí una muestra de los excelentes platos de los que disfrutaréis.

El trato he de decir que es otro de los fuertes del lugar, muy amable y exquisito en todo momento. Acabaron los platos, pero luego fueron los postres, entre ellos esta cuajada con miel, que estaba increíble, como el resto.

IMG_20170723_160910 (FILEminimizer)

Para terminar y como hacía buen tiempo le solicitamos si podíamos salir fuera a tomar los cafés, y nos prepararon muy amablemente esta magnífica bandeja con los cafés y chupitos que disfrutamos, qué gran detalle para redondear una jornada estupenda.

IMG_20170723_162853 (FILEminimizer)

Y tras esta última recomendación culinaria a modo de resumen y si me preguntáis que haría yo si no contara con mucho tiempo para visitar todo y siempre respondiendo a mis criterios que son totalmente subjetivos, diría que si es en tema de playas, de la parte oeste iría a la de Frejulfe u Otur y si no importa caminar un poco sin duda a la de Barayo. Visitaría Luarca, subiría a la Ermita de la Regalina, y echaría un vistazo a la playa del Silencio. En cuanto a la parte más oriental, si es en plan de playa iría a la del Aguilar o al playón de Bayas si se quiere más tranquilidad. Sin duda no dejaría pasar el Palacio la Quinta de Selgas e iría a Cudillero evitando en lo posible sábados y domingos.

Para terminar, y dado que muchos de los visitantes que van a Asturias van a GIJÓN, y si no lo hacen, deberían hacerlo, y puesto que es una ciudad a la que voy muy a menudo, ahí van mis recomendaciones de qué visitar. Al final de esta página tenéis un apartado que no podía faltar estando en esta villa, unas recomendaciones para comer y disfrutar de la vida nocturna gijonesa, que es intensa, como lo atestiguan la cantidad de despedidas de soltero que se celebran en la ciudad.

Letronas GIJON

La “capital de la Costa Verde” es para mí sin duda un lugar IMPRESCINDIBLE en el caso de que visitéis el Principado de Asturias o incluso si hacéis una ruta por el norte de España. Siempre digo desde mi humilde opinión que no tiene un monumento espectacular, ni un casco histórico como otras ciudades de España, pero tiene un ambiente, se respira una tranquilidad y tiene una calidez de sus gentes que para mí la hacen especial. Su posición al lado del mar la hace disfrutar de un entorno privilegiado y la ciudad lo aprovecha con creces. Esta guía os mostrará lo que a mí me gusta más de Gijón, que tiene muy poco de casco urbano, y sí mucho siempre con el mar como protagonista, su costa y sobre todo su entorno de naturaleza que es increíble. Y no podía faltar su gastronomía y una manera de gestión y atención en la hostelería, que muchísimas ciudades españoles y del mundo deberían ponerse como ejemplo.

Gijón es una ciudad de 275000 habitantes (INE 2015) y ocupa la 15ª posición en el total de ciudades españolas, detrás justo de Vigo, y por delante de su cercana Oviedo, que ocupa el puesto 21 con 221000. Es una ciudad con una extensión enorme como suele ser normal en Asturias ya que saliendo de lo que es el centro urbano, está salpicada de casas y casas bajas, que parece que nunca terminan.

Ha sido siempre una población eminentemente industrial, lo que había favorecido su gran desarrollo y crecimiento a lo largo del siglo XX, pero con la crisis de la siderurgia y el sector naval ha supuesto su reconversión en un importante centro turístico, universitario y de servicios.

Esta es la ruta que yo haría si tuviera que recomendar una por la ciudad, sea en un día o en más de uno si os váis deteniendo por el camino en lo que más os guste.

ruta por Gijón

Comenzaríamos en la Playa de Poniente (segunda playa más importante de la ciudad tras la de San Lorenzo), junto al museo del Ferrocarril y el Acuario y comenzaría un paseo que sin duda es muy agradable hasta llegar al Puerto deportivo. Esta zona a mí me encanta, con las embarcaciones que hay y siempre con un ambiente estupendo. Los atardeceres si el tiempo lo permite, suelen ser espectaculares.

IMG_20160813_205009 (FILEminimizer)

Recorrería todo el puerto y llegar hasta el extremo, justo delante del mar, para asomaros y ver los acantilados y el puerto del Musel, con el alto de la Campa Torres al fondo, es nuestro primer contacto con el mar abierto.

Desde ese punto yo ascendería hacia el Cerro de Santa Catalina, sin duda un IMPRESCINDIBLE de la ciudad, ubicado en el muy interesante barrio de Cimadevilla. Es aquí donde surge Gigia, germen del actual Gijón, allá por el siglo I. El cerro es una atalaya desde donde se domina toda la bahía. Esta situación estratégica fue asimismo causa de su utilización militar. Del siglo XVII quedan restos de la Casa de les Pieces o Fuerte Viejo y la Batería de Santa Catalina, dos cañones orientados hacia el mar. En lo alto del Cerro también veréis muros, túneles y bunkers construidos ya en el siglo XX.

En este alto, que además de disfrutar de unas vistas grandiosas, se encuentra ver uno de los monumentos más representativos de Gijón, la obra del escultor vasco Eduardo Chillida, el Elogio del Horizonte. Es una estructura de hormigón de 500 toneladas y 10 metros de altura erigida en 1990. Si os ponéis de pie en el centro de la estructura oiréis el sonido del mar amplificado, no me digáis cómo, pero doy fe de que se oye. La estructura generó y genera controversia desde su construcción y algunos la rebautizaron como el “cagaderu de King Kong” pero a mí personalmente, me gusta.

DSC01191 (FILEminimizer)

Las vistas os las dejo que las comprobéis vosotros sólos, no os las perdáis.

Seguiríamos nuestro recorrido y ya bajaríamos hacia el interesante Barrio de Cimadevilla, el antiguo barrio de pescadores y zona histórica de la ciudad. Es IMPRESCINDIBLE dar una vuelta por sus calles y contemplar la influencia de la pesca que ha tenido y que poco a poco está dejando paso al turismo y la hostelería. Acercaos a la “cuesta del Cholo”, antigua calle cercana a la del Tránsito de las ballenas, donde encontraréis una zona con muchísimo ambiente sobre todo si hace buen tiempo, tomando unos “culines” de sidra en la calle.

Os recomiendo terminar en la plaza del ayuntamiento y la plaza del Marqués, con la estatua de don Pelayo y el Palacio de Revillagigedo, digno de ver. Toda esa zona es una buena opción para descansar y también tomar unas sidras tranquilamente.

Os paso de nuevo la ruta para evitar despistes 😉

ruta por Gijón

Tras estar el tiempo que estiméis conveniente en toda esa zona, podéis adentraros en las calles más comerciales de la ciudad, que lógicamente son como las de tantas y tantas ciudades, pero que os permitirá ver conocer de cerca su vida comercial. Os recomiendo recorrer la arteria principal de la vida comercial de Gijón, la calle Corrida. Se recorre rápido así que enseguida podéis regresar (o continuar y ver el Teatro Jovellanos) para ya comenzar el paseo por uno de los platos fuertes de la ciudad, su fantástico paseo marítimo.

Lógicamente es un IMPRESCINDIBLE de la ciudad con mayúsculas, y he de decir que conozco otros famosos como los de La Coruña (quizás el más parecido), Santander o San Sebastián, pero para mí este lo supera en longitud y en belleza.

Comenzaría el recorrido yendo a la Iglesia de San Pedro, no muy destacable en cuanto a su antigüedad ya que se construyó a mediados del siglo pasado pero sí en cuanto a su emplazamiento, que la hace un punto muy fotogénico junto al mar.

Desde allí comenzaría el recorrido junto a la fantástica playa de San Lorenzo, que siempre tiene gente, haga bueno o esté nublado.

DSC02695 (FILEminimizer)

Seguir todo el paseo hasta el final, justo donde desemboca el río Piles. Si queréis bañaros en esta playa os lo dejo a vuestra elección pero podéis encontraros en días soleados con una playa tan masificada tipo Benidorm en agosto.

IMG_20160718_184533 (FILEminimizer)

Cruzáis el río, dejando el parque de Isabel la Católica y el estadio del Molinón a vuestra derecha, para continuar bordeando la costa por la Avenida José García Bernardo. El paseo por esa zona es impresionante en mi opinión. Podréis disfrutar por ejemplo de unas puestas de sol increíbles.

IMG_20160720_121333 (FILEminimizer)

Tenéis unos cuantos bares que han proliferado últimamente y que sin duda aprovechan las espectaculares vistas que tienen de la Bahía de Gijón. Desde luego no son baratos y no son los que más recomiendo para cenar, pero sí para tomar algo disfrutando de unas vistas fantásticas, y el que ande sobrado de dinero, pues venga.

Seguimos el paseo viendo las pequeñas calas que hay y siempre disfrutando de la brisa marina y las vistas del mar. Finalmente y antes de llegar a la playa del Rinconín se encuentra “La madre del emigrante”, una escultura muy expresiva de 1.970. Al lado hay un parque muy interesante que en verano se llena de gente comiendo o tomando el sol.

Aquí terminaría mi ruta para no agotaros a caminar y caminar, pero para los más atrevidos y que os guste andar, o bien dejarlo para otro día, yo recomiendo seguir bordeando la costa y hacer el llamado Sendero de El Cervigón. Si lo hacéis creerme que no os arrepentiréis. Aquí ya os lo dejo a vuestra elección, siempre lo que más os guste y lo que queráis priorizar. Desde la iglesia de San Pedro son unos 5 kilómetros muy bien señalizados incluso de la distancia que lleváis recorrida.

Ruta hasta la Providencia

El paseo discurre por acantilados y zonas verdes fantásticas, pasando por encima de la Playa de Peñarrubia, que es nudista.

IMG_20160725_194423 (FILEminimizer)

Y por fin llegaréis a uno de mis rincones favoritos de Gijón, el Parque de la Providencia. Para mí un lugar mágico, con unas vistas increíbles. Un lugar en alto donde se funde la naturaleza con el mar, un espacio verde en el que se disfruta cada rincón. Yo cuando voy no puedo dejar de contemplar el paisaje, tanto como hacia Gijón con unas vistas de los atardeceres impresionantes.

DSC_0290 (FILEminimizer)

Como hacia el lado oeste, en el que se divisa la costa que continua hacia Villaviciosa con las bonitas playas de Estaño, la Ñora, y un poco más lejos la de España. Hay que decir que la Senda continua 4,5 kms hasta la segunda de estas playas.

DSC_0276 (FILEminimizer)

Este lugar que pertenecía al ejército que lo usaba como centro de tiro fue felizmente reconvertido y ahora lo único que vuelan son cometas y parapentes. Se erigió una estructura de hormigón que simula un barco y que a mí me gusta mucho.

IMG_20160725_195322 (FILEminimizer)

Si no queréis caminar tanto, decir que es posible llegar a este parque en coche y que dispone de un amplio aparcamiento.

OTRAS OPCIONES PARA DISFRUTAR DE GIJÓN SON:

  • Una de mis preferidas es la visita a la Universidad Laboral (www.laboralciudaddelacultura.com) (5€ adulto). Es una mole construida entre 1946 y 1956 de nada menos que 270 000 m², y que llegó a ser el edificio más grande de España. Empezó siendo un orfelinato para niños huérfanos cuyos padres habían sido víctimas de accidentes de trabajo en la minería, para más tarde convertirse en Universidad. La visita guiada es muy interesante y sobre todo subir a su torre de 130 metros de altura!!!, no os perdáis las vistas!!!
  • Parque Arqueológico-natural de la Campa Torres (www.museos.gijon.es/parque-campa-torres) este parque proporciona información sobre la prehistoria asturiana y explica los orígenes de la ciudad de Gijón. Nos permite conocer el paso de la época prerromana a la romana. Las instalaciones del parque se componen de tres edificios principales: recepción, museo y faro. Es un sitio interesante para visitar, por ejemplo una buena opción es ir antes de cenar a uno de los restaurantes que recomiendo al final, A Caldeira. Lógicamente es imprescindible coger el coche y tiene parking amplio y gratuito.

DSC_0340 (FILEminimizer)

Desde aquí hay unas estupendas vistas tanto del puerto de El Musel y al fondo la ciudad.

DSC_0344 (FILEminimizer)

Pero las mejores están al otro lado del alto, desde donde, y obviando la horrible estampa de la central térmica de Aboño, se ve mi playa favorita para bañarme cerca de Gijón (Xivares) y la costa que continua hasta el Cabo Peñas, con los bonitos pueblos de Candás y Luanco en medio. Yo como siempre soy un enamorado de las vistas y los paisajes, y si por medio está el mar y el sol cayendo, más todavía.

DSC_0337 (FILEminimizer)

  • Parque Isabel la Católica. Es una zona verde de 15 hectáreas muy interesante y que tiene la ventaja de que está junto a la playa y se puede ir caminando. Con un lago central y multitud de aves tanto sueltas como en jaulas es un lugar idóneo para descansar y disfrutar de las zonas verdes que en Gijón lucen de verdad. Si váis con niños ahí lo pasarán en grande.

IMG_20160720_115633 (FILEminimizer)

Podéis acompañar la visita tomando algo en los bares que están debajo del campo de fútbol que se encuentra al final del parque y en los que hay muy buen ambiente normalmente. El Estadio del Molinón hay que recordar que es el más antiguo de España (1908) y que si sois muy futboleros tenéis la oportunidad de una visita guiada por el estadio para ver las hazañas de los Quini, Cundi, Joaquín, Abelardo, etc

  • Jardín Botánico (www.botanico.gijon.es) (2,9€ adulto). Otra opción para visitar incluso diría si llueve un poco porque con lluvia también luce espléndido este pulmón gijonés. Ocupa un área de 25 hectáreas y fue inaugurado en 2003 y dispone de unos 30.000 plantas de 2.000 especies distintas. El paseo por el mismo es una delicia de tranquilidad y con los años pienso que será mejor con el crecimiento de las plantas y árboles.

He pensado también ofreceros más opciones si HACE MAL TIEMPO, si está lloviendo por ejemplo, cosa no muy inusual en Gijón ;). En este caso podéis ir a:

  • Una visita que a mí me gustó mucho y que hice en 2015 es conocer alguno de los llagares, que son los lugares donde se lleva a cabo la producción de la sidra. Muchos de ellos tienen visita guiada con degustación incluida, y a mí me pareció muy interesante. La más famosa quizás es la de la marca que más sidra vende, Trabanco (Carretera de Lavandera nº 3255), que es el que visité yo (8€ adultos, niños gratis, web: Visita guiada Llagar Trabanco), pero también están las de Menéndez, Acebal, Bernueces, etc, hay múltiples opciones.
  • El Acuario, sobre todo si váis con niños (adultos 15€, niños 7,5€) (http://acuario.gijon.es/). Cuenta con más de 60 ecosistemas donde se recrea la flora y la fauna de los principales mares del mundo. A través de un recorrido de unas dos horas de duración, se pueden contemplar 400 especies diferentes de vertebrados e invertebrados. Lo visité hace poco y está bien si no os importa pagar el precio de la entrada, que lógicamente de un sitio como este con el mantenimiento que necesita, no es barata.
  • Las Termas Romanas del Campo Valdés (2,5 €), donde podréis visitar unos antiguos baños públicos de época romana y que forman parte del  yacimiento arqueológico de Cimadevilla. Se encuentran junto a la Iglesia de San Pedro, muy cerca de la Plaza Mayor. También muy cerca está el Museo casa natal de Jovellanos (entrada gratuita). Ambos son de la red de museos de la ciudad. Consultar horarios y precios (https://museos.gijon.es/)

Para terminar vamos a uno de mis apartados favoritos, ¿dónde comer? y creerme que en Asturias, se disfruta de verdad y a precios nada desorbitados. Sólo un inciso con el tema de la comida. En Asturias las raciones suelen ser grandes pero no extremadamente baratas, así que cuanta más gente vayáis, mejor os saldrá de precio, si váis dos y queréis probar unas cuantas cosas, se os podrá ir de precio. Siempre procurar preguntar a los camareros, es de los pocos sitios que me he encontrado que te paran cuando has pedido demasiado!!!. Aquí van mis recomendaciones que espero que os gusten:

Restaurante

Sidrería-Pulpería A Caldeira (www.acaldeira.net) (Ctra. Campa de Torres). La especialidad es el pulpo que está espectacular, pero hay una amplia carta de otros platos de la gastronomía gallega y asturiana, muy buenos postres caseros. Tiene un amplio parking gratuito y está situado en un enclave con unas bonitas vistas de Gijón.

Sidrería Casa Ferino (www.casaferino.com) (Carr. de la Carbonera). Estupenda sidrería con platos asturianos de muy buena calidad. Cualquier plato está bueno, cachopo (para compartir), hígado encebollado… y muy buenos postres también caseros. Buena relación calidad-precio y un servicio exquisito. Tiene parking gratuito para clientes junto a la sidrería así que mejor ir en coche si se dispone de él. Reservar si es para fin de semana porque suele estar lleno.

Sidrería Sobiñagu (www.sobiñagu.com) (Calle Leoncio Suárez, 60). Esta sidrería es espectacular y está siempre llena por lo que reservar yo diría que es imprescindible. Tiene una amplia carta donde destaca, al disponer de parrilla, las costillas, chorizos criollo, etc, pero todos los platos son abundantes y son de buena calidad. Postres también muy buenos y caseros. No tiene parking propio y no es fácil aparcar cerca. Si se quiere ir caminando es media horita desde el centro.

Sidrería Tierra Astur Poniente (www.tierra-astur.com) (Calle de Mariano Pola, 10): este lugar para mí es el que la comida, estando buena, está por debajo de las otras tres, pero la recomiendo porque está muy céntrica y se puede ir caminando sin problemas y la sidrería tiene una decoración y un ambiente muy asturiano, digno de ver. Pedir sangría de sidra, pero cuidado, al levantaros… Es muy turístico así que si podéis, reservar. No tiene parking propio si váis en coche pero tiene uno de pago muy cerca. El que es espectacular de la misma cadena es el que está en el pueblo de Colloto, cerca de Oviedo.

Estos son los cuatro restaurantes en el mapa:

restaurantes en gijón

Si hace buen tiempo y la temperatura es agradable, hay unos cuantos MERENDEROS en el que podéis estar al aire libre bebiendo unos culines, aunque eso sí, hay que ir en coche. Aquí van tres opciones entre las muchas que hay:

Rinconín de Deva (www.merenderorinconindeva.es) (Camino de Rionda, 76): merendero grande con muchas mesas. Tiene un parking dentro bastante grande y una zona de juegos con camas elásticas, ideal si váis con niños. No atienden en las mesas así que hay que pedir en barra y luego llevarlo todo a las mesas, incluidos platos, cubiertos y mantel. Podéis pedir raciones que son abundantes, y la calidad-precio es buena.

Casa Yoli (www.casayoligijon.es)(Carretera de Caldones, 182): muy cerca del anterior. Fácil de aparcar cerca y que también hay que llevar la comida hasta las mesas, aunque en este caso con la molestia de tener que cruzar una carretera. Buena calidad-precio en las raciones y en los postres. Quizás la atención podía mejorar.

Merendero la Casina (merendero la Casina) (Av. Jardín Botánico, 895): cerca del jardín Botánico y la Universidad Laboral. Es un merendero con parking y una zona ajardinada muy agradable con un hórreo que lo hace asturiano cien por cien. Buena opción para picar algo y beber unas sidrinas.

Aquí están en el mapa:

Merenderos gijon

Y en cuanto a la VIDA NOCTURNA, si queréis mezclaros con el resto y disfrutar de la bebida autóctona por antonomasia, podéis disfrutar de la sidra en toda la zona que va desde la plaza del Ayuntamiento, cuesta del Cholo y la plaza comúnmente llamada del Lavaderu (aunque se llama realmente la Plaza del Periodista Arturo Arias). Veréis como disfrutaréis del ambiente sobre todo en verano. Lo mejor es llegar ahí sobre las 20h.

Después, ya sobre la medianoche, la gente se suele desplazar a la cercana Plaza del Marqués (la de la estatua de Pelayo), para ya empezar con las copas. Toda esa zona que llega hasta la cuesta del Cholo tiene multitud de pubs. Para los que aguanten más, ir más hacia el oeste, a la calle Marqués de San Esteban, a la zona conocida como Fomento. De todo esto ya no soy un experto precisamente, para esto tengo a un catedrático, mi cuñado Víctor.

Bueno, pues esto es todo, ya me contaréis vuestras experiencias y por supuesto estoy abierto a todo tipo de comentarios, siempre con educación, jeje. En el futuro os puedo asegurar que seguiré tanto completando esta página, como haciendo la parte este de la comunidad, sin olvidarme del interior, que también tiene mil rincones por descubrir.

Ah, y una recomendación, VIAJAR Y VIAJAR!! y SEGUIR VIAJANDO

Anuncios

2 comentarios en “COSTA OESTE ASTURIANA + GIJÓN”

  1. Grande!!!
    Soy una ensmorada del norte de España y de los viajes en general, esto ayuda a organizar los dias sin perder tiempo…😍😉
    Seguire algunas de tus recomendaciones y cdo vuelva a Gijon, tomare apunte sobretodo de las gastronomicas.
    Como alojamiento en Gijon el @hotelSanMiguel muy centrico y recomendable.
    Un saludo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s